Ir al contenido principal

Este grupo indígena del Amazonas tiene la mejor salud arterial del planeta


Un estudio científico revela que sus costumbres de alimentación y trabajo contribuyen a su estado de salud.


Los indígenas chimanes, originarios del Estado Plurinacional de Bolivia, constituyen el grupo humano con la mejor salud arterial, según un estudio difundido por la revista científica 'The Lancet'.
Ubicados en la provincia de Beni, en la zona amazónica del centro del país, este grupo indígena fundamenta su alimentación en productos derivados de la horticultura, la pesca y la recolección. Lo que sugiere que tienen una dieta baja en grasas saturadas y alta en carbohidratos no procesados.
Los investigadores, adscritos a diferentes universidades de Estados Unidos, determinaron que esa dieta es la razón para una "limitada incidencia de las dolencias coronarias".

Vida sana

El estudio, que tuvo un fuerte componente observacional, especifica que el 72% de los alimentos que consumen los chimanes son carbohidratos (arroz, plátano macho, yuca, maíz, frutos secos y frutas), mientras que otro 14% corresponde a proteínas de origen animal.
También señalan los científicos, que este grupo indígena dedica el 90% de su tiempo de vigilia a alguna actividad como cazar, recolectar o pescar.  
"El consumo de animales salvajes y pescado, la ausencia de tabaquismo y la continua actividad física de ese grupo humano, puede haber ayudado a frenar el endurecimiento de las arterias con la edad".

Objetivo

La población total de chimanes bolivianos está calculada en poco más de 8.500 habitantes y el estudio abarcó 85 poblaciones de este grupo, que se reparten por los municipios San Borja, Rurrenabaque y Santa Ana.


Entre los años 2014 y 2015, se realizaron tomografías computarizadas a 705 adultos en edades que van de los 40 a los 94 años, para determinar el estado de su salud coronaria, pero también se evaluaron características de peso, ritmo cardíaco, presión arterial, niveles de glucosa, colesterol e inflamación.

Con esos datos pudo determinarse que:
-El 85% de los estudiados no presentó ningún síntoma asociado al riesgo de sufrir problemas cardíacos.
-El 13% tenía un riesgo bajo y el 3% un riesgo moderado o alto.
-La baja incidencia de los problemas arteriales se mantiene incluso al analizar únicamente a los adultos mayores de 75 años: el 65% de ellos presentaron riesgo mínimo y el 8% un riesgo moderado o alto.

Tipo de sociedad

Al comparar los resultados con un estudio similar aplicado a personas en zonas urbanas de Estados Unidos, se determinó que apenas el 15% de las personas de edades de entre 45 y 84 años, no presentaron síntomas de riesgo de enfermedades cardiovasculares, mientras que el 50% tienen un riesgo moderado o alto, cinco veces más que los chimanes.
La investigación precisa que si bien las condiciones de vida de los chimanes son diferentes a las aplicadas en la "sociedad contemporánea", existen ciertos elementos de su estilo de vida que pueden ser "transferibles" y que podrían ayudar a reducir el riesgo de enfermedades cardíacas.

Comentarios

  1. Ojala conocer mas detalles para ver si es posible aquí en Norteamérica tratar de imitar este medio de vida para vivir mas años con nuestra salud mejorada, gracias a todos los que colaboraron para hacer posible esta información.

    ResponderEliminar
  2. En esencia eso ya se conoce, la alimentación más al natural posible y la actividad física moderna son garantes de buena salud

    ResponderEliminar
  3. En usa hay coches de gasolina ,el diesel mata mucho más.

    ResponderEliminar
  4. La mdernidad, la tecnologia como las màquinas de combustion interna el estres la urgenia del hombre actual, la erronea slimentacion son las causas de estos males

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

Descubren qué tipo de hombre atrae más a las mujeres

El aspecto físico del hombre sí que es importante para las mujeres, sugiere un reciente estudio.


Según acaba de desvelar un grupo de investigadores australianos, cuánto más fuerte parece un hombre, más atractivo es para las mujeres. Así lo determinaron tras realizar un experimento cuyos resultados han sido publicados en la revista Royal Society journal Proceedings B.
Durante la investigación, los científicos mostraron 160 fotografías de torsos masculinos a las participantes en el estudio y les pidieron que evaluaran lo atractivos que eran.

Casi por unanimidad, las mujeres señalaron a los cuerpos fuertes y musculosos como los más atractivos para ellas. Además, un factor adicional era la altura de los hombres: los más altos también se consideraban más atractivos.
Por el contrario, los hombres con exceso de peso no tuvieron mucho éxito entre las participantes. Sin embargo, si a pesar de tener un cierto sobrepeso, el hombre parecía ser fuerte, este todavía les parecía atractivo a muchas m…

El cerebro humano es capaz de 'ver' el futuro

Un estudio científico ha analizado la manera en que el cerebro 'predice' lo que están a punto de observar los órganos de la vista en un próximo movimiento.



Nuestro cerebro es capaz de 'espiar' el futuro inmediato mediante un ingenioso análisis predictivo que le permite anticiparse a la realidad que observan los ojos. Un grupo de neurocientíficos de la Universidad de Glasgow (Reino Unido) analizó esta habilidad de 'predecir' aquello que aún no hemos visto. Los resultados de este trabajo fueron publicados en la revista Scientific Reports. Los ojos se mueven y observan a nuestro alrededor antes de que el cerebro logre procesar esa información visual. Esto sucede con una frecuencia aproximada de cuatro veces por segundo, de modo que el cerebro debe procesar la imagen recibida y decidir el próximo movimiento de los ojos en apenas 250 milisegundos. De esta forma, para evitar que nuestra mirada se fije de manera errática en objetos irrelevantes o evitar el efecto reta…

Este es el motivo por el que algunas dietas no funcionan nunca

Cada organismo reacciona de manera individual a cada tipo de alimentación particular, señala un nuevo estudio.



Un grupo de investigadores de la Universidad de Texas A&M (EE.UU.) ha determinado la razón por la que algunas dietas no funcionan por mucho que tratemos de perder peso siguiéndolas. Según señala su estudio, publicado en la revista Genetics, la respuesta se halla en los rasgos genéticos de cada persona. Durante su investigación, los científicos analizaron cómo los organismos de ratones -que son similares a los humanos en su composición genética y en su propensión a desarrollar trastornos metabólicos- reaccionaron a cuatro populares dietas: una "al estilo americano", con alta cantidad de grasas y carbohidratos refinados; la dieta mediterránea; la japonesa; y la dieta Atkins o cetogénica, basada en una alta cantidad de proteínas y muy pocos carbohidratos. Los ratones fueron divididos en cuatro grupos según sus cepas genéticas. Tras seis meses de observación, los in…