Ir al contenido principal

EE.UU.: Un niño sano fue sometido a 13 cirugías que no necesitaba


La mujer trató de poner a su hijo en lista para recibir un trasplante de pulmón y recopiló donaciones con el argumento de que su hijo se estaba muriendo.



Una mujer de Texas (Estados Unidos) fue privada de la responsabilidad parental acusada de causar un daño significativo a la salud debido a su excesiva suspicacia, informa el periódico Dallas News.

Entre 2009 y 2013, Kaylene Bowen provocó que su vástago, que nació de manera prematura, se sometiera a 323 exámenes médicos y 13 cirugías porque estimaba que estaba enfermo y tenía un extraño trastorno genético.


Esa fémina también trató de poner al niño en una lista de espera para que le sometieran a un trasplante de pulmón, intentó que le proporcionaran servicios de un hospicio y recopiló donaciones con el argumento de que su hijo se estaba muriendo.
No obstante, la conclusión final de los médicos es que el pequeño no tiene ninguna de las enfermedades que le atribuye su progenitora, con lo cual no necesita trasplantes ni cuidados paliativos.
El padre, Ryan Crawford, intentó revertir la situación durante años, pero las autoridades estadounidenses se negaron a satisfacer sus solicitudes y llegaron a prohibirle ver a su hijo en 2012. Solo en estos momentos ese niño de 8 años fue transferido a su cuidado.
Algunos especialistas aseguran que el comportamiento de Bowen se ajusta a la descripción del síndrome de Munchausen, cuando una persona exagera o inventa síntomas médicos en quien está bajo su cuidado con el fin de llamar la atención. 

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Logran erradicar el VIH por medio de un tratamiento experimental

La gente infeliz tiene estas 6 cosas en común

Tesis doctoral de Hawking se publica en línea y colapsa el sitio de la Universidad de Cambridge